- Advertisement -
Inicio Opinión Columnas 2022 ELECCIÓN DE CAMBIO

2022 ELECCIÓN DE CAMBIO

Miedo a la muerte
- Advertisement -

A menos de un año de la elección presidencial, posiblemente la segunda a vuelta será entre Gustavo Petro y el candidato de centro derecha.


Por: Misael Cadavid

Lo cierto es que el 2022 será una elección presidencial de cambio; lo que se percibe en los ciudadanos de a pie es que no se quiere continuidad.

Aún con el desgaste del gobierno actual y del Uribismo, la derecha sigue representando a un amplio segmento del espectro político Colombiano.

Con el advenimiento de la pandemia por el Covid se ha presentado una crisis económica, social y de sanidad sin precedentes en la historia colombiana, lo que ciertos sectores políticos han tratado de usufructuar para imponer una narrativa de reivindicación social y que es el momento propició para que surjan cambios estructurales en el país, pero hay que traer a colación de que los problemas sociales en Colombia llevan más de 200 años, las inequidades y las falta de oportunidades no nacieron con la pandemia.

- Advertisement -

El problema de fondo es que la gente está cansada de los mismos apellidos que nos llevan gobernando en el último siglo, las mismas élites y oligarquías que alternan el poder para el usufructo propio y de sus círculos cercanos.

Es evidente que queremos un país con más oportunidades, más incluyente, más equitativo, con mejor acceso a la salud y a la educación que proyecte a la población al conocimiento y a la tecnología y prepararlos para enfrentar los retos del futuro.

En el 2022 se enfrentará dos visiones de país, una ya la conocemos, la otra será la de volver a pensar en grande, generar más y mejor empleo, dignificar a los campesinos, la de hacer una revolución de las regiones, la de brindar mejores oportunidades a los jóvenes, la de engrandecer la clase media, la de evitar exenciones tributarias a los poderosos de este país, la de crear un país más competitivo en un mundo cada vez más globalizado.

Debemos volver a creer, volver a soñar.

Es posible que el próximo presidente aún no aparezca en las encuestas.

LEER TAMBIÉN: ¡Pilas, se abrió la temporada de promesas!

@MisaelCadavidj

- Advertisement -
Salir de la versión móvil