Gimnasios piden al Gobierno que les permita abrir

Compartir

Por medio de un comunicado, los gimnasios más importantes del país – Bodytech, Spinning Center, Action Fitness, Athletic, Animal X, Stark, Aso y Smart Fit – le solicitaron al Gobierno Nacional que les permita operar, siguiendo los protocolos de bioseguridad.


Por: Redacción 360 Radio

En una carta enviada al Presidente Iván Duque, los gimnasios indicaron que son una fuente de empleo para más de 20.000 personas que se encuentran vinculadas laboral y comercialmente, además, atienden 1,7 millones de usuarios en el país.

Por ende, este grupo de centros de acondicionamiento planteó seis puntos en un protocolo de reapertura que está basado en los lineamientos de la Organización Mundial de la Salud, el Ministerio de Salud de Colombia y prácticas llevadas a cabo en otros países.

  1. Identificar y controlar el acceso de colaboradores y usuarios a las sedes.
  2. Monitorear el estado físico de colaboradores y usuarios.
  3. Identificar varios de los síntomas del virus que no necesariamente son evidentes. Esto, gracias a la experiencia de los médicos, fisioterapeutas y demás profesionales de la salud que laboran en los gimnasios.
  4. Regular el flujo de personas.
  5. Asegurar que se cumplan todas las medidas de prevención necesarias.
  6. Implementar controles más rigurosos comparados con otras industrias que han retomado sus actividades desde el 27 de abril.

“Como referencia de algunos países desarrollados y dada la importancia que estas empresas tienen en la promoción de la salud de sus habitantes, la reapertura de gimnasios en Asia, Estados Unidos y Europa, por ejemplo, comenzó en marzo y ya han podido, a través de los protocolos desarrollados, operar, contribuir al mejoramiento del bienestar físico y mental y prevenir a largo plazo enfermedades crónicas asociadas al sedentarismo y la depresión”, dice la misiva.

Le puede interesar:  Acuerdo entre CAF y Fundación Real Madrid traerá importantes beneficios a Colombia

Los gimnasios explicaron que tras casi dos meses de tener las sedes cerradas y no percibir ingresos, se ha dificultado garantizar el bienestar de los colaboradores y solventar las obligaciones, por lo que no es factible cumplir con el pago de arriendos de los meses que han permanecido cerrados porque los ingresos no son retroactivos.

Finalmente, los líderes de estos gimnasios sostienen que no hacen parte de los apoyos económicos en términos legales, financieros y fiscales, además, se muestran como una de las soluciones ante diferentes problemáticas sociales que puede causar la cuarentena, como lo son a ansiedad, depresión e inactividad física.

Última hora

Le puede interesar

[mc4wp_form id=»74432″]