Juez ordena casa por cárcel en contra de Raúl Cardona

El alcalde y otros funcionarios de su administración fueron capturados por la Fiscalía el pasado 22 de noviembre de 2018. A Cardona lo acusan de interés indebido en la celebración de contratos, tráfico de influencias, concusión y celebración de contratos sin cumplimiento de requisitos legales.


Por: Redacción 360 Radio

El Juzgado 11 Penal del Circuito de Medellín impuso medida de casa por cárcel al alcalde de Envigado, Raúl Cardona, a quien gozaba de medida no privativa de la libertad, pero con la prohibición de ingresar a la administración municipal y hablar con los empleados o contratistas.

El mismo fallo revocó las medidas de aseguramiento de carácter domiciliario que pesaban contra el contralor de Envigado, José Restrepo Valencia, y contra la secretaria de Hacienda, Girlesa Mesa Medina, y les impuso medida de aseguramiento en centro carcelario por los delitos de falsedad material en documento privado y cohecho propio.

El alcalde y otros funcionarios de su administración fueron capturados por la Fiscalía el pasado 22 de noviembre de 2018 por supuesto delitos de corrupción. A Cardona lo acusan de interés indebido en la celebración de contratos, tráfico de influencias, concusión y celebración de contratos sin cumplimiento de requisitos legales.

De acuerdo con la investigación adelantada por la Fiscalía General de la Nación, evidenció que Cardona González al parecer despidió a varios funcionarios que se negaron a pagar coimas a un exconcejal, para conservar sus cargos.

Los investigadores establecieron que el exconcejal Lindon Jhonson Galeano Avello, supuestamente, presionaba a servidores de diferentes niveles, para que le entregaran entre el 10 y el 20 por ciento de su sueldo.

Una de las víctimas denunció que tuvo que darle 62 millones de pesos para poder conservar su cargo. Al exconcejal le fue confirmada la medida de aseguramiento en su lugar de domicilio para evitar que continuara con los cobros irregulares.

De igual forma, el falló sentenció que el exsecretario de Educación Diego Fernando Echavarría y el representante legal del programa Computadores para Educar, Reinel Fernando Bedoya, seguirán bajo detención domiciliaria. A ambos procesados los sindican por presuntas irregularidades en la donación de 500 tabletas y un contrato de más de 300 millones para la instalación de un software a los equipos.