Las mejores tasas de interés para comprar vivienda en Colombia

Compartir

Iniciativas como la proyección de ingresos a largo plazo, brindan a los compradores de vivienda una mayor comodidad para cumplir con sus obligaciones.

La cartera hipotecaria se define como los créditos que otorgan los bancos o entidades financieras para facilitar la compra de inmuebles en Colombia. Un estudio del primer semestre del 2023, hecho por el DANE, muestra que el 76,4% de los créditos hipotecarios, otorgados a personas naturales, fueron destinados para compra de vivienda, mientras que el 23,6% restante fue adquirido para leasing habitacional.

Ahora bien, Rankia Colombia también realizó un estudio en el que mencionó a los bancos que brindan las mejores tasas de interés a la hora de adquirir un crédito hipotecario en UVR. Las entidades financieras que tienen las mejores tasas son Banco AV Villas para VIS con un +9,80% y NO VIS con +9,80; Banco Caja Social con +9,25% para VIS y NO VIS +7,60%; Bancolombia con +10,45% para VIS y NO VIS +12,15%; Davivienda +7,85% para VIS y NO VIS con +7,31% y Colpatria con +10,70% para VIS y NO VIS con +11,62%. 

En los créditos en pesos está Banco AV Villas con 18,95% para vivienda VIS y NO VIS en 19,20%; Banco Caja Social con 19,55% para vivienda VIS y NO VIS con 19,50%; Bancolombia con 17,15% para vivienda VIS y NO VIS con 19,45%; Davivienda con 18,30% para vivienda VIS y NO VIS con 19,10%; por último, Colpatria para vivienda VIS con 18,82% y NO VIS con 18,72%. 

Susana Peláez, gerente general de Cusezar, resaltó esta información y señaló que “en Cusezar fomentamos las buenas prácticas en educación financiera para que los colombianos tengan, a la mano, las tasas de financiación que le ofrecen los bancos para adquirir un crédito hipotecario y así lograr una inversión que genere valor para siempre.”

Le puede interesar:  Banco de la República atribuye la desaceleración económica a la caída de la inversión

La compra de estos inmuebles es una inversión a largo plazo, por eso es recomendable, antes de tomar un crédito hipotecario, revisar los ahorros e ingresos mensuales para tomar la mejor decisión. Por último, entre más alto sea el valor de la cuota inicial, se logrará disminuir el valor del préstamo, mejorando así la calidad en los pagos y la tranquilidad de cumplir con la totalidad del monto aprobado por el banco.

Lea también: Fedesarrollo: confianza del consumidor mejoró en el mes de junio

Última hora

Le puede interesar

[mc4wp_form id=»74432″]