- Advertisement -
Inicio Opinión Columnas El Ministerio del Mar

El Ministerio del Mar

Bajar el iva del 19% al 6%
- Advertisement -

Por: Luis Pérez Gutiérrez

En los mares está la riqueza del mundo. Aún así, Colombia tiene sus mares en el olvido. Así, se botan fuentes de vida y de crecimiento de la economía. Las políticas de desarrollo del país han sido de espaldas a sus océanos. En los Oceanos hay una nueva economía.

La mitad del territorio colombiano es de mar, son sus océanos. El territorio marino es casi la mitad del territorio de Colombia. Colombia tiene 1.139.951 Kms2 de territorio continental, según el IGAC; y 988.000 kms2 de territorio marino, según Colciencias. No se entiende, que Colombia tenga sus ojos tan lejos del mar. Es el único país de Suramérica con dos océanos; con 1.400 kms en el océano Pacífico y 1.600 kms en el mar caribe. Colombia tiene cerca de 3.000 kms en playas costeras y litorales. Doce departamentos tienen costa!!!

Colombia carece de una estrategia marítima. En los últimos 10 años, el Gobierno Central ha creado entidades de todo tipo, burocracia y gastos inútiles por más de $5 billones. En lo marítimo igual. Se ha creado mucha burocracia que chocan entre sí, pero nada continuado y eficiente para que la nación tenga una verdadera política exitosa marítima.  Debe ser un propósito nacional de gobierno y de empresarios privados, construir una ambiciosa política marítima de Colombia, mediante la creación del MINISTERIO DEL MAR. Al Gobierno central hay que obligarlo a disminuir gastos inútiles de $5 billones al año, y crear nuevas estructuras económicas y eficientes que resuelvan la falta de presencia de estado en las regiones y en las  áreas marinas.

- Advertisement -

El Ministerio del Mar es una puerta para traer nuevas economías a Colombia. Sería la entidad más de futuro del país. Colombia si quiere salir de la pobreza y el atraso, necesita nuevas economías o sino tendremos 100 años más de pobreza. Lo primero sería examinar las entidades que se necesiten para crear una exitosa política marítima de Colombia; las que no se necesiten, acabarlas. Es un mensaje de apertura internacional que atraerá la atención de todos los inversionistas del planeta. En el interior del país, crecerá la cultura de producir más para el mundo y generar empleo masivamente.

Una política de puertos es hoy lo que más riqueza le da a la nación. El gobierno debe liderar la creación de Grandes Parques Internacionales de Manufactura, con beneficios tributarios para los que allí se instalen, en territorios cerca a los Puertos. Los inversionistas americanos y occidentales establecidos en China están buscando lugares en el mundo donde producir para América. Se necesita gestión internacional de Presidente de la República para que en esos parques de manufactura sean de producción masiva para América, incluyendo  producción de vehículos eléctricos o vehículos de hidrogeno verde que van a mandar en el mundo en pocos años.

DEL MISMO AUTOR: Las firmas digitales: modernización de la política

El Ministerio del Mar tiene que hacer una tarea gigante para defender el medio ambiente y la riqueza de los mares. Los océanos son vida. Hay que regular sabiamente la riqueza y el medio ambiente marítimo. Existe una sobre explotación ilegal de pesca y de utilización de las rutas marítimas. Embarcaciones extranjeras arrasan con la vida de los océanos sin que Colombia tenga capacidad de defensa. Hay que crear unas normas nacionales que castiguen con severidad esos delitos internacionales contra nuestros mares, sobre todo en el pacífico que puede ser el primer productor de vida y alimentos de la humanidad. Estimular los cruceros pero con obligaciones o impuestos ambientales para no dejar contaminar el mar.

El Ministerio del Mar se convertiría en líder del turismo para los colombianos y el exterior. Todos quieren conocer los mares y las costas. Los océanos están llenos de maravillas que deslumbran hasta los de corazón de piedra. El turismo marino es un renglón gigante de la economía moderna, que hay que promover más en nuestros mares.

El Ministerio del Mar debe liderar y regular todo el transporte marítimo. Hay que inventar novedosos sistemas de transporte marítimos para pasajeros, turismo y carga. La Costa pacífica necesita construir 40 o 50 terminales marítimas pequeñas de alta calidad y utilidad, para hacer buses marítimos confortables y modernos para pasajeros que unan a las poblaciones de las zonas del pacífico. Será el mayor acto de justicia para la olvidad gente del pacífico. Algo similar, buses marítimos confortables para transporte de ciudadanos con sus terminales debería hacerse en zonas de la Guajira y de todo el caribe.

El Ministerio del Mar tiene que poner sus ojos en San Andrés y Providencia para montarlo en el progreso y hacerlo símbolo de nuestra soberanía.

El 8 de junio se celebra el día mundial de los océanos, ojalá Colombia lo pueda celebrar en el futuro con su Ministerio del Mar.

El Ministerio del Mar es soberanía. Es una nueva economía. Es defender el medio ambiente marino y costero. Es turismo y empleo. Es nueva recreación ciudadana. Es la cultura de puertos, de exportación y de producir para el mundo. Es la modernización de Colombia. Son infinitas las oportunidades ambientales, económicas, y de presencia de Estado en los territorios que le traerá el Ministerio del Mar a Colombia.

@Luis_Perez_G

- Advertisement -
Salir de la versión móvil