Relaciones venenosas

Por: José Miguel Santamaría Uribe


Cuando se hace un recuento histórico de los movimientos subversivos, el fomento de las ideologías de izquierda y el terrorismo en América Latina es imposible dejar por fuera a Cuba, en todos y en cada uno de los capítulos ha sido protagonista.

En Colombia podríamos remontarnos hasta el 9 de Abril, en esa época en Bogotá se celebraba la Conferencia Panamericana donde Estados Unidos iba a plantear una especie de Plan Marshall para el continente, muy diferente seríamos hoy si este plan se hubiera concretado, dentro de los asistentes venía un grupo de jóvenes cubanos comandados por Fidel Castro, aunque existen documentos y teorías de la incidencia de ellos en los hechos ocurridos en el bogotazo, creo que si es un mensaje claro del inicio de la injerencia de esa isla en la política de América.

Aunque Colombia nunca ha tenido unas fluidas relaciones diplomáticas con la dictadura de la isla, se ha tratado de mantener un diálogo responsable a pesar de lo mal que se ha portado la dictadura con cada uno de los gobiernos, siempre ha apoyado a los alzados en armas, les ha dado asilo, los ha entrenado, les ha regalado inteligencia, ha tenido relación también con capos del narcotráfico. Al mismo tiempo de lo anterior siempre ha estado dispuesto a ser mediador en los conflictos, pero a mi modo de ver siempre con las cartas marcadas en contra nuestra.

Algunos presidentes e intelectuales colombianos han tenido mas relaciones personales con el dictador que con el mismo gobierno cubano, esto ha hecho mas complicado la toma de decisiones estratégicas.

Tener a Cuba como lugar de la mesa del acuerdo de paz, y como garante de este era necesario para que se sentaran los terroristas a negociar ya que tenían el sartén por el mango, aunque yo se que la geopolítica no es simplemente para un lado, si se debió tener claro que Cuba es aliado del narcotráfico y del terrorismo internacional.

Lo que ha logrado la dictadura cubana con Venezuela es de locos, la tiene totalmente sumida como una colonia, le roba el petróleo, su principal recurso natural, le maneja las fuerzas militares y la inteligencia, y para terminar la tiene sumida en la mas grande pobreza, inclusive mayor que la de la misma Cuba. Yo comparo la problemática venezolana con el cáncer, para que Venezuela salga de su desgracia se necesita mas que quimioterapia, mientras que no se extirpe el tumor cancerígeno que es Cuba nada se arreglará.

El presidente Duque ha pronunciado un gran discurso en la ONU, donde ha logrado cambiar la percepción de la comunidad internacional en que el problema de Venezuela no es solo que es una dictadura si no que es un auspiciador del terrorismo, esto claramente hace que se miren con otros ojos este problema.

Aunque ya salieron los aliados de la izquierda y los idiotas útiles a decir que no es bueno generar problemas en las relaciones con Cuba, yo pienso todo lo contrario, no podemos mas bien seguir con los ojos cerrados con un enemigo en el patio de nuestra casa que nos sonríe de vez en cuando pero que 24-7 está urdiendo estrategias en nuestra contra. Creo que debemos ser mucho mas críticos frente a la dictadura cubana y exigirle resultados, si estos no se dan se debe proceder a llamar a nuestro embajador a consultas.

Si queremos los colombianos verdaderamente ayudar a los venezolanos tenemos que empezar a combatir a su principal problema, Cuba.

Alcalde medellin