Los beneficios de consumir carne de res desde temprana edad

Compartir

La cantidad de vitaminas, minerales y aminoácidos presentes en la carne son vitales para el óptimo crecimiento de niños y niñas. ¿Por qué es necesario que consuman este alimento?


Es bien conocido que la baja ingesta de hierro, zinc, fósforo, yodo y varias vitaminas puede afectar directamente el desarrollo y crecimiento de los niños y niñas.

Varios expertos afirman que la carne ideal para los niños es la carne magra, lo que incluye res, conejo y pollo, esto por la baja cantidad de grasa que hay en estos animales, mientras, las carnes procesadas deben ser evitadas y su consumo moderado. Usualmente la carne magra tiene menos del 10 por ciento de materia grasa, que en comparación al 30 por ciento que pueden llegar a tener las carnes grasas, son mejores para niños y niñas en etapa de crecimiento.

Siguiendo esta idea y teniendo en cuenta que la carne es una de las mejores fuentes de proteínas y vitaminas, los beneficios de su consumo desde temprana edad son múltiples. Por ejemplo, junto con el fósforo, la cantidad de calcio presente en la carne de res favorece el desarrollo y conservación de huesos y dientes; entre tanto, el hierro es parte vital de la producción de hemoglobina, favoreciendo el transporte de oxígeno a todas las células del cuerpo.

Asimismo, una presencia baja de hierro en la sangre suele estar asociada a problemas de aprendizaje, déficit de atención y lentitud en el desarrollo cerebral. Dentro de las vitaminas esenciales para el crecimiento de niños y niñas se encuentra la vitamina A, sumamente importante para el desarrollo de la visión, los procesos inmunológicos y el crecimiento.

Le puede interesar:  Superintendencia de Salud expone irregularidades en Nueva EPS y Sanitas EPS

Los niños que sufren de sobrepeso o que presentan altos niveles de colesterol deben consumir más carnes magras al horno o a la plancha y evitar a toda costa los fritos. Esto, sumado a una dieta balanceada, puede traer grandes beneficios a su crecimiento.

LEER TAMBIÉN: Mitos y verdades: la química detrás del consumo de carne de res

Por último, la presencia de aminoácidos en la carne favorece el desarrollo muscular de los niños, reduce la posibilidad de que aparezca anemia y aporta las proteínas de alto valor biológico requeridas para crecer. De esta manera y gracias a una gran cantidad de estudios, se ha comprobado que el consumo de carne de res trae consigo beneficios para la salud y el crecimiento, los nutrientes presentes en este alimento son indispensables para que los niños crezcan.

Ana María Ángel, Nutricionista-Dietista Especialista en Desarrollo Infantil y Especialista en Gerencia Social.

Última hora

Le puede interesar

[mc4wp_form id=»74432″]