«No sería una muy buena decisión apagar esta industria del petróleo y del gas para quedarnos sin las divisas que genera esta industria»: Nelson Castañeda

Nelson Castañeda califica la relación entre el sector privado y el gobierno como "armónica" y destaca la importancia del trabajo en equipo para fortalecer la industria petrolera.

Compartir

Nelson Castañeda, presidente de la Cámara Colombiana de Petróleo, Gas y Energía (Campetrol), analiza en entrevista con 360 Radio los desafíos y las perspectivas del sector petrolero en Colombia. A pesar de la disminución en la actividad de taladros y la producción, Castañeda destaca las oportunidades que existen para reactivar la industria, aumentar la inversión y generar empleo.

Le puede interesar: Puerto de Cartagena asciende en importante Índice de Rendimiento de Puertos de Contenedores

360 Radio:
¿Cómo avanza acá en Campetrol hace un año de retos pero también de oportunidades?

Nelson Castañeda: Claro, definitivamente generamos unas grandes oportunidades para seguir creciendo en el país. Tenemos un reto muy importante con nuestros más de 170 afiliados, y es el de generarles representatividad y vocería en la gestión directa de las solicitudes de nuestros afiliados ante las autoridades nacionales y locales.

El segundo pilar es el de gestión del conocimiento y generación de opinión. Ahí sacamos documentos técnicos como el informe de taladros, de producción, en donde generamos la información necesaria para analizar las tendencias del comportamiento de la industria. Igualmente, fomentamos el relacionamiento interno y externo con nuestros afiliados, las operadoras, nuestros clientes y, lógicamente, la vitrina comercial donde le estamos dando visibilidad a cada uno de nuestros afiliados. Todo basado en los objetivos de desarrollo sostenible.

Por eso mismo, tenemos un gran pilar de sostenibilidad en donde permanentemente estamos haciéndole seguimiento a los 17 objetivos de desarrollo sostenible, que es como la carta de navegación para nuestra industria.

360 Radio: ¿Cuál es el panorama que ve usted en el sector petrolero hoy en Colombia?

Nelson Castañeda: Tenemos un sector petrolero que afronta grandes retos desde noviembre del 2022, cuando el total de equipos de taladros activos se ubicaban en 155 unidades. Hoy, después de año y medio, tenemos tan solo 110, de los cuales la diferencia se ha ido a otros países en busca de nuevas oportunidades en otras áreas de la industria.

El panorama, aunque la producción se ha mantenido en los niveles del último trimestre (muy parecida a unos 8000 barriles menos, casi 800.000 barriles menos que el último trimestre del 2024), y el precio ha estado por encima de los 80 dólares, es de una industria que enfrenta retos en materia de poder seguir soportando los ingresos para el país.

Recordemos que esta industria en el año 2023 le generó casi 16.000 millones de dólares en exportaciones de petróleo y derivados, mientras que en el 2022 fueron casi 20 mil millones de dólares. Entonces, el panorama del sector en Colombia tiene unos retos importantes: aumentar la producción y generar nuevas oportunidades de trabajo, dado que con la reducción de la actividad de taladros se ven impactados en sus ingresos 23.000 colombianos, porque lógicamente este 40% menos de actividad en equipos genera menos actividad, menos empleo, menos encadenamientos productivos en el territorio.

Aquí nos duele la afectación a los hoteles, el transporte de la placa blanca, la alimentación, la lavandería, la movilización entre pozos de los equipos que normalmente usan los recursos de las regiones. Y esto es lo que más nos duele de la coyuntura actual de baja actividad de la industria.

Entonces, tenemos un gran reto de trabajar en equipo, de seguir proponiendo nuevas oportunidades para que los proyectos se puedan dar en el corto plazo, con la calidad, la oportunidad y en los costos razonables que requiere la industria.

360 Radio: Menciona usted una cifra importante: hoy en día hay 110 taladros activos en el país. ¿Cómo contrarrestar la disminución de la actividad de los taladros? ¿Qué iniciativas están llevando a cabo desde Campetrol?

Nelson Castañeda: Sí, hay un comité intersectorial que lidera el Ministerio de Minas y ahí estamos proponiendo que se generen las políticas públicas que requiere el país para incentivar los proyectos de producción incremental. Estos proyectos son mucho más costosos, por lo que queremos que se viabilicen proyectos en campos maduros, en campos que ya han hecho las inversiones mínimas y con las cuales se adjudicaron esos lotes o bloques exploratorios y de producción.

Necesitamos unas nuevas medidas para que esos proyectos que tienen unas reservas probadas en pendientes de desarrollo se puedan dar con políticas públicas de incentivo a estas compañías privadas. Recordemos que a las compañías que producen petróleo en la última reforma tributaria se les generó una sobretasa del impuesto de renta entre el 5, 10 y 15% en función del precio internacional si está por encima de 71 dólares (el promedio de los últimos 10 años). Esto pues generó una contracción en el flujo de caja, una reducción en el flujo de caja de las compañías operadoras que hace que tengan un comportamiento mucho más prudente en inversiones de largo y de mediano plazo.

"No sería una muy buena decisión apagar esta industria del petróleo y del gas para quedarnos sin las divisas que genera esta industria": Nelson CastañedaHoy en día, estamos viendo que están haciendo inversiones lógicamente reducidas comparado con el 2022 y el 2023. Pero la idea es que podamos tener esos incentivos para que se vuelvan a utilizar los equipos de perforación, se vuelvan a desarrollar nuevos campos, nuevas oportunidades y en especial se empiecen a reactivar la perforación de pozos exploratorios. Recordemos que el que no busca no encuentra.

Necesitamos tener una mayor actividad exploratoria. Comparado con el 2022, el 2023 tuvo una reducción del 45% en actividad. Tan solo se perforaron 51 pozos exploratorios. Recordemos que en el año 2014-2013, cuando llegamos al millón de barriles, generábamos una perforación de más de 120 exploratorios. Y eso nos generaba mayor descubrimiento, mayor descubrimientos porque teníamos más actividad, mayor probabilidad de encontrar.

Entonces, el gran reto está en trabajar en políticas públicas, en el capital privado y en el público, y en especial aplicar conocimiento y tecnología que está en la universidad y en las empresas de bienes y servicios, que somos quienes desarrollamos investigación y desarrollo para la industria.

360 Radio: Hablando sobre las políticas públicas y con base en ello le pregunto cómo es la relación entre empresa privada y el gobierno. ¿Cómo han llevado esta esta relación para fortalecer el sector?

Nelson Castañeda: Es una relación armónica. Tenemos oportunidades de trabajo en equipo, de mesas de trabajo. Lógicamente, desde el sector privado pues quisiéramos una mayor celeridad en la generación de incentivos a las operadoras que están hoy en día en el país.

Finalmente, como se ha visto en las últimas noticias, si no hay tranquilidad, no hay confianza o no tenemos una estabilidad macroeconómica y sobre todo estabilidad jurídica, las compañías empiezan a ver dentro de su portafolio a otros países. Esta es una industria global con oportunidades, y algunas compañías privadas que están en Colombia ya están buscando oportunidades en Argentina, en Ecuador, en Guyana.

Recordemos que Guyana está creciendo exponencialmente, Argentina con el desarrollo no convencionales tiene un gran potencial y hoy en día con las inversiones de Ecopetrol en Estados Unidos, sabemos que ya la producción de Ecopetrol se apalanca en un valor muy importante de barriles, casi 100.000 barriles de Estados Unidos que son no convencionales.

Le puede interesar:  ¿Por qué Colombia regresa al mercado de bonos en prueba?

A nosotros desde el sector, desde el gremio, nos fascina que las compañías inviertan en Colombia, que generen las nuevas oportunidades de trabajo de mano de obra y a eso le estamos apostando y o ayudando a que se dé con tarifas razonables para proyectos que requieren bajos costos.

La decisión de la Corte Constitucional sobre regalías: Una buena noticia para la competitividad según Nelson Castañeda.

360 Radio: La decisión de la Corte Constitucional en materia de regalías, ¿la consideran ustedes como un espaldarazo a las empresas o «un golpe» al gobierno?

Nelson Castañeda: Yo creo que es una muy buena decisión para restablecer la competitividad perdida. Comparado con otros países, como lo comentábamos, la industria mira y los países de Latinoamérica con los que compite Colombia, Colombia con esa decisión de no deducibilidad de regalías estaba perdiendo competitividad.

Es una muy buena noticia para el país, primero porque atrae capital para invertir en Colombia, porque no tenemos una medida que no se aplicaba sino en un solo país del mundo y eso lo vuelve a recuperar en el tema de competitividad. En ese aspecto tenemos que dar tranquilidad jurídica, que la regla del juego no se cambie en la mitad del partido, que tengan tranquilidad de que se invierte hoy un dinero bajo unas reglas y en el transcurso del proyecto no se cambien, y que haya una estabilidad jurídica y tributaria para beneficio de los proyectos y para el país.

Recordemos que Colombia se apalanca en más del 50% de las exportaciones de petróleo y derivados. Entonces, estamos convencidos de que estos recursos que le quedan disponibles a las operadoras van a reinvertirse en el país y van a generar más puestos de trabajo, más impuestos y la posibilidad de que genere un efecto espiral para beneficio de todos los colombianos.

360 Radio: Al inicio de la conversación mencionó sobre la sostenibilidad y el estar pendiente de los ODS como una línea de ruta. ¿Qué iniciativas está liderando campetrol para fomentar la sostenibilidad y la responsabilidad social en la industria petrolera en el país?

Nelson Castañeda: Tenemos desde la investigación y desarrollo en nuestras compañías afiliadas un gran reto en la captura de carbono.

Estamos convencidos de que el problema no es la producción de petróleo ni gas, sino poder capturar esos gases de efecto invernadero y en eso ya tenemos varias tecnologías que tienen que bajar de precio para poderlas capturar. Igualmente, dentro de los objetivos de desarrollo sostenible está hambre cero, equidad en el trabajo, energía a precios razonables.

Ahí entramos con el trilema energético de tener seguridad energética y soberanía, sostenibilidad y acceso a precios razonables de la energía para los menos favorecidos.

En el tema de sostenibilidad tenemos una gran vitrina de todos los proyectos que hacen nuestros afiliados y aprovecho la oportunidad para mencionar que en este momento estamos con las inscripciones abiertas para nuestro cuarto informe de sostenibilidad o premios Sostenibilidad Campetrol. Ya tenemos más de 150 iniciativas inscritas y las inscripciones se cierran en los próximos días.

La idea es poder seguir haciendo de la sostenibilidad un factor diferenciador de nuestra industria para que igualmente en nuestras operadoras nos prefieran y sepan que tenemos las mejores prácticas y estamos trabajando en ello. Además, nuestras empresas afiliadas están haciendo investigaciones en hidrógeno blanco, en geotermia, en industria, generación eólica y solar. Nos transformamos hace 4 años en la Cámara Colombiana de Petróleo, Gas y Energías Renovables y por eso tiene cabida en todos nuestros afiliados esa nueva línea de desarrollo de oportunidades de negocio para el país.

No solo somos petroleo y gas, somos energía renovable y hacia eso estamos apuntando, como una coexistencia armónica entre lo que tenemos hoy y lo que podemos seguir desarrollando con bajas emisiones para todos los colombianos, homologando prácticas internacionales.

360 Radio: De esta respuesta me surgen dos preguntas. La primera de ellas es ¿qué innovaciones tecnológicas están impactando en el mercado del petróleo en Colombia? y ¿cómo están siendo incorporadas por Campetrol en su operación?. Y ahora no lo quiero cerrar solo al mercado del petróleo, sino al mercado energético en general.

Nelson Castañeda: Las innovaciones que tenemos hoy en día están de la mano con las energías renovables. Por ejemplo, operar los parques solares a los más bajos costos posibles, la eólica con tecnología de motores de bajas emisiones, imanes de tierras raras y generación de energías permanentes con eficiencias energéticas en motores que bajan el consumo de energía en un 30%.

Tenemos bastantes ideas que hoy estamos implementando a costos razonables para que las operadoras, que son quienes las no las compran, las simplemente tengan la posibilidad de operar hacia los objetivos del 2030 de reducción de emisiones de un 50% y al 2050 del 100%. Entonces tenemos varios portafolios en ese sentido que nos daría para poder desarrollar una nueva entrevista en esta materia.

360 Radio: Como presidente de Campetrol, ¿cuál es el papel del gremio en la transición hacia fuentes de energías renovables? ¿Cómo está respondiendo la industria a esta transición?

Nelson Castañeda: Nosotros somos los primeros motivadores de que la transición se tiene que dar «per se» porque es un tema de convencimiento personal y profesional. Entre menos emisiones generemos, entre menos gases de efecto invernadero generemos, mucho mejor. Ese es nuestro principio y nuestro foco desde Campetrol.

Estamos fomentando esa transición, lógicamente haciendo muy claro que las dos industrias se pueden dar, se pueden desarrollar de la mano en paralelo. No son excluyentes, no es una transición de «dejo esto para tomar esto otro».

¿Quién va a financiar la transición energética o la renovación energética a energías más limpias? Es el mismo petróleo y el gas, porque finalmente el país, como necesitamos todos y entendemos todos, necesita los recursos del petróleo y del gas para limpiar la matriz energética colombiana, pero sin dejar de producir lo que hoy tenemos como reservas explotables para beneficio de las divisas del país.

No sería una muy buena decisión apagar esta industria del petróleo y del gas para quedarnos sin las divisas que genera esta industria, porque cualquier otro país Arabia Saudita, Guyana abre los posos que está en este momento cerrado y reemplaza el volumen de producción que deje de generar Colombia.

Estamos convencidos de que las dos industrias, la renovable y la no renovable, en la industria de los hidrocarburos, pueden ir de la mano para poder tener la posibilidad de generar la riqueza que requiere el país para cerrar las brechas sociales. Entre tanto, seguimos generando energía más limpia para el consumo de Colombia.

Estamos convencidos de que ese trabajo en equipo se tiene que dar con políticas públicas, con inversión privada, con inversión oficial o pública, y con el conocimiento y con la infraestructura que se tiene de experiencias internacionales para aplicar como curva de aprendizaje en Colombia.

360 Radio: Me parece muy interesante y quiero destacar lo mencionado de que las dos industrias van de la mano, porque muchas veces se piensa que no se debe dejar de producir petróleo. Y realmente el petróleo es una de las maneras de fomentar económicamente la investigación y el desarrollo para el descubrimiento o la implementación de nuevas tecnologías en materia de energías renovables para avanzar.

Le puede interesar:  Colombianos bajan el consumo de productos por impuesto a los alimentos ultraprocesados: conozca cuales son

Hablemos un poco de las proyecciones para los años venideros, comprendiendo que las reservas de petróleo ahora están para 7.1 años.

Nelson Castañeda: Sí, el último informe de hace 8 días de la Agencia Nacional de Hidrocarburos reportó que en petróleo bajamos de 7.5 a 7.1 años y en gas bajamos un año, vamos a 6.1 años de autosuficiencia en esa materia. Es preocupante.

Sabemos que la única forma para aumentar esas reservas es aumentando el factor de recobro y explorando, explorando y explorando. El que busca encuentra, y para encontrar hay que perforar. Hay que generar incentivos para que esta perforación se dé en los territorios, no solamente con políticas públicas sino con viabilidad social en los campos y en el territorio donde operamos.

Necesitamos que igualmente las comunidades sean aliadas nuestras en el manejo de las oportunidades de actividades en las regiones. Y por eso mismo nos preocupa que en el corto plazo la actividad de perforación de pozos haya caído considerablemente.

Estamos convencidos de que el gobierno, con el mensaje que está dando de retomar los niveles de producción de un millón de barriles (lo comentó el año pasado el ministro de Minas y lo ratifica el ministro de Hacienda hace 8 días), está enviando un mensaje de que necesitamos los recursos, que no podemos caer en los niveles de producción con los que se han venido declinando los campos actuales. Y tenemos el gran reto de generar esas políticas públicas que incentiven el aumento de la producción en los campos maduros que hoy tenemos, que nos ha dado la capacidad de caja para mantener una industria por 100 años muy productiva.

Estamos muy claros en que estamos expuestos al precio, pero nunca en 40 años de vida profesional hemos visto que con precios altos la actividad en Colombia estuviese decreciendo. Eso no se da sino en Colombia. No hemos visto en otros países, y lo vemos y vemos ejemplos como el de Bolivia.

Bolivia hace 10 años dejó de explorar, dejó de dar nuevos contratos, nuevas áreas. Hoy en día ya está importando gas después de ser exportador. Y tenemos el caso de Venezuela, que producía 3 millones de barriles y hoy en día no produce 800,000 barriles.

Estamos muy de la mano de seguir los mejores ejemplos. Estados Unidos, con los no convencionales, pasó de producir 8 millones de barriles a 12 y 13 millones, productor y se volvió el mayor exportador de crudo del mundo. Y en gas, le está exportando gas licuado del petróleo a Europa con el conflicto que tiene hoy en día de Ucrania con Rusia.

Entonces, necesitamos más petróleo, más gas por dos temas fundamentales: seguridad energética y soberanía energética. No podemos depender de otro país para poder tener el bienestar que hoy tenemos. Es más, las decisiones que tomemos hoy se van a ver reflejadas en 5 y 10 años.

Recordemos que un campo que hoy está en su punto más alto de producción, ese contrato se firmó en el 2005, se descubrió el campo en el 2011 y después de más de 15 años está produciendo 43,000 barriles de petróleo. Entonces, las decisiones que se toman en esta industria son de mediano y largo plazo, y por eso mismo la responsabilidad que tenemos todos de tomar las mejores decisiones para el país.

360 Radio: Menciona que las decisiones son a mediano y largo plazo. ¿Cuál es su visión sobre el futuro del mercado del petróleo en Colombia y cuáles son las oportunidades que identifica para la industria en los próximos años?

Nelson Castañeda: Las oportunidades de Colombia son las mismas que tiene hoy el mundo en materia de que la producción de petróleo va a seguir entre los niveles de 100 y 102 o 103 millones de barriles de consumo diarios, y que el crecimiento del consumo se va a dar de la mano de las energías renovables. Entonces, vamos a tener petróleo y gas por mucho tiempo en el mundo. Aquí viene la diferencia: ¿si me toca importarlo o producirlo en Colombia?

Lo más conveniente para el país es producirlo en Colombia por la generación de empleo, por la generación de regalías, la generación de impuestos. Porque importarlo pues nos daría seguridad energética, pero el precio es muy alto y no genera el movimiento en la economía que todos los colombianos necesitamos para crecer.

Entonces, a mediano plazo vemos un país que en base va a tener que seguir buscando petróleo, que va a revisar cómo acelera el desarrollo de los short colombianos, que es el recurso que se ha descubierto en el Caribe colombiano y que debe de desarrollarse como un proyecto de interés estratégico nacional.

Igualmente, veo que en dos o tres años tenemos que estar viendo nuevamente los pilotos de investigación integral para efectos de mirar si la madre naturaleza nos dejó lo que dicen los técnicos en los yacimientos del Magdalena Medio, podemos recuperar los niveles de producción para encargar la refinería de Barrancabermeja, que es nuestra principal fuente de combustibles para el centro del país.

Estoy convencido de que vamos a hacer una catarsis en materia de los intereses nacionales en cuanto a seguridad y soberanía energética. Tendremos que encontrarnos todos para tomar las mejores decisiones para el país, seguir generando los recursos que necesita Colombia y poder cerrar las brechas sociales que tenemos hoy en día.

360 Radio: ¿Cuál es el mensaje que quiere dar a las empresas que trabajan junto con ustedes y al gobierno, con quienes están en constante diálogo para poder llegar a consensos?

Nelson Castañeda: Sí, creo que la palabra clave es escucharnos, trabajar en equipo y hacer consensos en beneficio del país. El petróleo, la energía, no es ni azul ni roja ni verde, es un producto de interés nacional. Con toda seguridad, si encontramos puntos comunes (que los tenemos), vamos a poder acelerar la transición energética con estos recursos que genera el petróleo y el gas.

Pero para eso, necesitamos sacar de la discusión filosófica al petróleo y el gas y volverlo un tema de interés nacional estratégico que nos permita continuar generando riqueza y bienestar para todos los colombianos.

No es posible, dentro del escenario mental mío, que compremos gas a $20 el millón  cuando podemos producirlo aquí a cinco, a siete o a diez dólares. Tenemos grandes proyectos por desarrollar. Necesitamos poner estos proyectos de interés nacional para el país y que todos tomemos las decisiones más acertadas, pero de la forma más rápida, para tener esas moléculas, esos volúmenes en producción lo más pronto posible, para la tranquilidad y la soberanía colombiana.

Lea también: Recaudo tributario en Colombia aumentó 11% durante el mes de mayo de 2024

Última hora

Le puede interesar

[mc4wp_form id=»74432″]