Otra caída para la venta de vivienda en Colombia: así le fue al sector en enero y febrero

Para Camacol una de las estrategias para salir de la crisis de venta de viviendas es aumentar las iniciaciones, con el propósito de que se pueda cuidar el empleo que genera el sector.

Compartir

La venta de viviendas en Colombia sigue viviendo uno de sus momentos más complicados del último tiempo. Según la Cámara Colombiana de la Construcción, Camacol, entre enero y febrero se presentó una caída del 24,5% en este ítem comparándolo con lo reflejado en la misma época del 2023.

¿Por qué es importante?: Para los dos primeros meses del año se vendieron apenas 20.285 viviendas en todo el país, lo que generó que la venta de propiedades nuevas acumule 20 meses consecutivos de caídas.

Le puede interesar: Cementos Argos y Universidad Nacional instalan primera impresora 3D en concreto en Colombia para construcción de viviendas

¿Qué dijo el presidente de Camacol sobre la venta de vivienda en Colombia?

“Nos preocupa la persistencia de las caídas en los indicadores comerciales. Seguimos registrando variaciones negativas pronunciadas, a pesar de que nos comparamos con 2023 que fue un año malo en términos comerciales”, manifestó Guillermo Herrera, presidente ejecutivo de Camacol.

El directivo también agregó que los inicios de obra son el indicador que más ha caído en lo que va del presente año, por lo que cambiar este escenario es fundamental para evitar que la generación de empleo se siga afectando.

Otra caída para la venta de vivienda en Colombia: así le fue al sector en enero y febrero
Foto tomada de: Camacol

De igual manera, aunque gracias a la caída de las tasas de interés han mejorado las condiciones de financiamiento, Herrera le hizo un llamado a las diferentes entidades del sector a generar estrategias para lograr que se retome una senda de crecimiento y poder cumplir con los objetivos de largo plazo de la política de vivienda.

Detalles: Otro de los temas mencionados por esta entidad fue la dinámica poblacional de Colombia, sobre la cual sostuvo que se requiere de un sector constructor que tenga la capacidad de superar las 250 mil viviendas iniciadas por año. En este instante, la cifra se ubica por debajo de las 130 mil unidades, lo cual es insuficiente para cubrir la formación de hogares, que se estima en cerca de 370 mil por año.

“Una población dinámica requiere de un sector de la construcción que amplíe su producción en el tiempo y de instrumentos de política que permitan que cada vez más colombianos puedan ser propietarios”, indicó.

Le puede interesar:  Petro suspende reunión bilateral con Ecuador tras incidentes en embajada de México

Por su parte, para Camacol una de las estrategias para salir de esta crisis es aumentar las iniciaciones, con el propósito de que se pueda cuidar el empleo que genera el sector y se siga aportando a la generación de riqueza.

“De esta manera, incrementar los niveles de obra es fundamental para garantizar un desarrollo urbano sostenible acorde con las necesidades la población”, aseveró el presidente de Camacol.

Uno de los ítems destacados por el directivo fue el papel de los empresarios de la construcción de la construcción y la amplia oferta de vivienda en el país, la cual hoy registra cerca de 170 mil unidades disponibles para la venta.

Le puede interesar: Camacol Antioquia: construcción de viviendas en el departamento genera casi 400.000 empleos

Última hora

Le puede interesar

[mc4wp_form id=»74432″]