Así es la transformación digital en el sector constructor, según el CEO de BIMBAU Juan Saldarriaga en 360

Compartir

«La utilización de la tecnología va a ayudar para que el sector constructor sea más productivo, es uno de los sectores más atrasados comparado con el resto de sectores donde no se ha implementado ni la tecnología ni el uso de la información para mejorar los procesos», remarcó.


360 Radio:

Para comenzar, doctor Saldarriaga, podríamos decir que la transformación digital es la aplicación de capacidades digitales a procesos, productos y activos para mejorar la eficiencia, mejorar el valor para el cliente, gestionar el riesgo y descubrir nuevas oportunidades de generación de ingresos. 

Cabe decir también que la transformación digital puede implicar la reelaboración de los productos, procesos y estrategias dentro de la organización mediante el aprovechamiento de la tecnología digital.

Ahora, doctor Saldarriaga ¿cómo define usted la transformación digital en BIMBAU, teniendo en cuenta que se enfocan en el sector constructor?

Juan Saldarriaga (J.S.):

Hay procesos que son repetitivos y pueden ser automatizados. En ocasiones, las personas confunden automatización con digitalización. Arrancamos con la automatización pero luego pasamos toda esa información a un mundo un poco más abierto y rea, que es el mundo cloud, en tiempo real, donde la data nos empieza a dar información relevante para la toma de decisiones.

La digitalización que trae BIMBAU al sector es exactamente eso. Cómo tenemos toda la información de abastecimiento en un solo lugar de una manera colaborativa para que a través de los datos y herramientas de última tecnología podamos mejorar la productividad.

360:

La aplicación de la tecnología es uno de los retos del sector constructor para construir 375.000 viviendas en el país, según señalaron ustedes por medio de un comunicado de prensa. Esto se convierte casi que en un imperativo, es decir, es necesario que las compañías del sector usen la tecnología y se transformen digitalmente hablando para mejorar los procesos y la eficiencia. Camacol anunció que con el acelerado ritmo de construcción, el sector generará entre 2022 y 2023 un total de 635.000 empleos directos.

¿Cómo conceptúa usted acerca de todo esto?

J.S.:

La utilización de la tecnología va a ayudar para que el sector constructor sea más productivo, es uno de los sectores más atrasados comparado con el resto de sectores donde no se ha implementado ni la tecnología ni el uso de la información para mejorar los procesos.

La mejor manera de aumentar la productividad y competitividad del país es a través de uno de los sectores que más genera empleo: el de la construcción. Es aquí donde todos los constructores estamos llamados a traer estas herramientas, esta tecnología, y ver cómo podemos mejorar nuestra productividad.

Es un hecho que la productividad tiene que impactar directamente en dos variables que son las más importantes en el sector constructor: el tiempo y el costo. Esas son las grandes variables que la tecnología va a generar beneficios para que los recursos sean mejor aprovechados, como el dinero, y que terminemos los proyectos a tiempo, lo que va a permitir que el déficit de vivienda y de vías como carreteras, vías férreas, túneles, se pueda llevar a cabo para que el país vuelva a tener una condición de competitividad alta.

Le puede interesar:  Contraloría General emite fallo fiscal por $89.828 millones contra Medimás EPS

360:

Ustedes como BIMBAU el año pasado superaron el billón de pesos en transacciones. Es preciso señalar que la reducción de más del 50 % en inventarios de materiales en las obras, una disminución del 60 % del peso de operación del proyecto y un ahorro en costos entre 5 a 10 % para las empresas constructoras debido a las negociaciones previas y continuas durante la vida del proyecto, son posibles por las tecnologías que implementa Bimbau.

¿Qué tiene para compartir o precisar al respecto, doctor Saldarriaga? Además, ¿cuál es la cifra actual que puede dar en cuanto a las transacciones en billones de pesos?

J.S.:

Esos datos son reales, son demostrables y es lo que hemos logrado traer a nuestros usuarios. Normalmente, siempre se enfocan en el constructor pero tenemos grandes beneficios para proveedores y diseñadores, que son parte de la comunidad de lo que estamos tratando de solucionar, sin ellos no fuera posible que BIMBAU fuera eficiente.

Tiene que ser a través de herramientas tecnológicas y soluciones como BIMBAU porque si no es así es muy difícil llegar a la escalabilidad de mejoras y de beneficios. 

El primer año tuvimos un billón de pesos, pero ya llegamos a 1.7 billones de pesos en transacciones. Es nuestro interés seguir creciendo.

Ahora que nos estamos expandiendo a otros mercados la idea es que ese número siga creciendo, que podamos traer ese beneficio no solo a Colombia como sector constructor sino a nivel regional y América.

IMG 0298
Foto: Cortesía BIMBAU

LEER TAMBIÉN: “Vamos a hackear los procesos en el sector constructor y volverlos más productivos”

360:

Puede sonar raro, pero para muchas empresas fue como una especia de catapulta, claro está, dependiendo del sector.

¿Cuán provechoso o beneficioso ha sido para ustedes la pandemia?

J.S.:

La pandemia obligó a todos al mundo digital, todos los sectores se vieron obligados a seguir trabajando y a mantener la productividad de los procesos. El sector de la construcción no fue ajeno a eso y nos permitió encasillar muy bien nuestra propuesta de valor entrando a digitalizar todo lo relacionado a venta y compra de materiales de construcción y de servicios.

Fue una muy buena oportunidad y logramos responder al mercado de una manera muy eficiente.

360:

“Vamos a hackear los procesos en el sector constructor y volverlos más productivos”, nos decía usted para la sexta edición de 360 Revista que se publicó hace unos meses tanto de forma física como de manera digital.

¿Cómo es eso de hackear el sistema de abastecimiento en las empresas constructoras? Quisiéramos que les explicara en este momento a quienes nos ven a través de nuestras plataformas digitales y posteriormente a nuestros lectores.

J.S.: 

El término hackear está muy relacionado con innovación y tecnología. Hackear es ir más allá de lo que el sistema tradicional puede cambiar. Es suichear por completo la mente. Cuando traigo el mente hackear es porque el sector constructor lleva muchos años sin pensar diferente en términos tecnológicos.

Queremos hackear esa manera de pensar, queremos mostrar que hay alternativas diferentes que pueden ayudar a que las cosas no solo sean mejores sino que sean extraordinarias. Es aquí donde nos toca jugar de una manera muy diferente a través de experiencias y demostraciones de resultados, que sí es posible que el sector constructor cambie de una manera poco tradicional.

Le puede interesar:  Asofondos registró ganancias de $66,4 billones en ahorro, durante el primer trimestre de 2024

El hecho de tener ya una solución a la mano, en un celular, para que buena parte de la productividad de una obra pueda cambiar es una muy buena manera de hackear el sistema y que el mundo digital y real como existe hoy en día en medios y en redes sociales sea también accesible para todos los usuarios de la construcción.
Vamos a cambiar la forma de pensar el abastecimiento y se van a dar cuenta de que va a ser no solo posible sino eficiente y productivo.

360:

Ustedes como emprendedores requieren de diferentes apoyos, como por ejemplo el del Gobierno Nacional a través de iNNpulsa. A mediados del año pasado se inauguró el laboratorio CEmprende en Medellín, sumando ya unos 20 en el territorio nacional. 

¿Qué puede decir respecto a ese acompañamiento o apoyo del Gobierno?

J.S.:

BIMBAU fue uno de los grandes beneficiarios de la buena gestión que hizo el Gobierno hacia los emprendedores. Particularmente, eso nos dio una exposición tremenda de lo que es BIMBAU no solo en Colombia sino a través de inversionistas internacionales, nos acompañaron, nos hicieron ronda de trabajo, de inversión y de conocimiento con ellos, lo cual fue para nosotros muy positivo.

Muchas personas tienen la posibilidad de acceder a CEmprende y creo que ha sido una oportunidad muy interesante para aquellos que estamos arrancando y necesitamos fortalecernos con privados y públicos.
Es una excelente oportunidad, estamos a punto de cambiar presidente en el país y para nosotros es fundamental candidatos que sigan pensando en la oportunidad de seguir apalancando a los emprendedores.
Es un hecho que nosotros como emprendedores estamos trayendo capital extranjero muy interesante y está creando una gran brecha de mano de obra. Hay una gran oportunidad para que personas puedan acceder al mundo laboral a través de desarrollo y tecnología.

360:

Doctor Saldarriaga, por último cuéntenos qué esperan este año. ¿Cuáles son esos objetivos que se han trazado para el 2022?, ¿cómo se ha pensado BIMBAU para este año y qué piensa mejorar y fortalecer?

J.S.:

Con ustedes hacemos oficial que salimos con la versión 4.0 de BIMBAU, la cual va a ser más sencilla y fácil de manejar para todos los usuarios. La idea es que cada vez sea más sencilla y que requiera menos soporte de los equipos de BIMBAU y que sea más fácil y más intuitiva.

Así mismo, arrancamos con una nueva versión en Estados Unidos. Uno de los grandes retos para este año es abrir el mercado americano, arrancamos en el sur de la Florida, pasando por California, New York; tenemos un plan de expansión bien interesante. De eso dependerá también levantar capital, otro de los importantes retos que tenemos para este año, estamos muy positivos, estamos muy atractivos para los inversionistas, es un concepto relativamente nuevo en contech. Esperamos que todo fluya bien.
Si fluye la inversión, fluye la expansión y creo que es el gran reto en 2022.

Última hora

Le puede interesar

[mc4wp_form id=»74432″]